El origen de las humedades

Diagnosticar correctamente el tipo de humedades es el primer paso para encontrar una solución. La humedad puede tener su origen en la condensación (humedad ambiental), la capilaridad (humedad ascendente) o infiltraciones laterales (sótanos, bodegas, viviendas en semisótanos, garajes…).

PROZAM ofrece soluciones a la humedad de forma definitiva y garantizada. Nuestros especialistas le ayudarán de forma gratuita y sin compromiso a identificar cuál de estos tipos de humedades afecta a las paredes y techos de su vivienda indicándole la solución más adecuada para eliminar las humedades para siempre.

Humedades por Condensación

Las humedades por condensación comienzan siendo un alto índice de humedad en el aire generalmente producida por cocinar, lavar o secar la ropa en interiores ayudándose por la calefacción.

Cuando esta humedad ambiental entra en contacto con superficies frías como paredes, espejos, azulejos o cristales, se condensa en forma de gotas de agua. El aire húmedo asciende cuando está caliente y termina en el techo y en las habitaciones situadas a mayor altura donde se forman los vahos.

Humedades por Capilaridad

Las humedades por capilaridad pueden afectar a todos los edificios. Es un problema común en edificios antiguos donde no se ha instalado una barrera física contra las humedades por capilaridad o está dañada.

Con el paso del tiempo, el agua del suelo se abre camino a través de los cimientos de los edificios hasta llegar a las paredes.

Este agua del subsuelo contiene sales minerales que quedan depositadas en la superficie de sus muros cuando el agua se evapora. De hecho, estas sales atraen la humedad ambiental generando un estado de humedad permanente sobre sus paredes.

Humedades por Filtración

Este tipo de humedades (filtraciones) aparecen en zonas con impermeabilización deficiente o sin ella. La ausencia de impermeabilización permite que el agua se abra paso a través de fachadas, muros de contención o sótanos.

El agua presente en la tierra que rodea a un edificio entra en contacto con los muros del mismo, degradando los materiales de construcción y llegando en casos graves a producir daños estructurales, desprendimientos del revestimiento, fallos en la instalación eléctrica y entrada de agua en el recinto creando un ambiente húmedo con los problemas de salud asociados al mismo.

Si usted detecta un problema de humedades llámenos para solicitar un diagnóstico gratuito y sin compromiso.

Evaluaremos el impacto del tipo de humedad que está afectando a su vivienda y le entregaremos un presupuesto para solucionarlo sin compromiso.